Página 55 - Historia Digital

Versión de HTML Básico

Historia Digital colabora con la
Historia Digital
, XIX, 34, (2019). ISSN 1695-6214 © Lorenzo Silva Ortiz, 2019
P á g i n a
| 132
herramienta a este se conseguiría finalmente -siempre de manera
parcial- gracias a la interacción con los poderes facticos locales
entre los que hay que incluir a los hacendados y burguesía industrial
de la isla con los que se llevaría a cabo una sinergia que buscaba
satisfacer los objetivos de estos y los de la administración. De esta
forma matizamos en gran medida las afirmaciones de Godicheau
quien sin tener en cuenta las peculiaridades de Cuba exporta de
manera casi directa los planteamientos que Diego López Garrido
hace para la España peninsular. Al confirmarse la hipótesis de que la
Guardia Civil de Cuba ejerce de bisagra entre los intereses de la
oligarquía cubana y los de la administración metropolitana –a lo que
hay que sumar las leyes excepcionales por las que se regía la isla-
los planteamientos de Godicheau para la utilización de las fuerzas
del Instituto en Cuba quedan rebatidas en una parte sustancial y se
abre una vía de revisión para las de López Garrido, quien a su vez
tampoco hace un análisis de tipo socioeconómico que permita
corroborar que la Guardia Civil peninsular no recibió tipo alguno
financiación privada para durante su proceso de fundación y
expansión. La inexistencia de este tipo de estudios para la institución
no nos permite, por el momento, corroborar esta última idea.
c. La implementación de la Guardia Civil en Cuba respondió así, tal y
como hipotetizábamos, a una necesidad perentoria de garantizar la
seguridad de un sistema económico basado en las plantaciones
azucareras que se constituían como un sector estratégico dentro del
entramado económico del estado. A través de la
Cuenta general de
las cantidades recaudadas y empleadas en el Segundo Tercio de la
Guardia Civil
han quedado demostradas fehacientemente la relación