Página 9 - Historia Digital

Versión de HTML Básico

Historia Digital colabora con la
Fundación ARTHIS
Historia Digital
, XVII, 29, (2017). ISSN 1695-6214 © José Marcos García Isaac, 2017
116
La bula de oro constaba de un total de treinta artículos, en donde las
demandas de mayor autonomía de la oligarquía del reino ante el monarca,
nos hacen ver que aquí nos encontramos por primera vez en la historia de
Hungría con un fenómeno que, si bien no instala en Hungría un modelo feudal
como se puede entender en la Europa Occidental, si que vemos la primera
gran grieta a la autoridad real, hasta entonces indiscutida. La Bula de Oro
tiene un precedente indiscutible, que no es otro que la “Carta Magna” de
1215, la cual obligo al rey Juan I de Inglaterra a respetar los “derechos
mínimos” que exigían los barones del reino.
Así pues, vemos que la nobleza ha puesto frenos al poder real, si bien
se puede observar que también algunos elementos tradicionales, como la no
heredabilidad de los cargos públicos, son reafirmados por los grandes del
reino, lo que podrían dar a entender es que ya en época de Andrés II debían
de existir vicios en la administración y ejecución de las leyes. El empuje de la
jerarquía del reino frente a la nobleza arranca con la Bula de Oro, y
enseguida se ven los efectos de la misma, pues en el año 1225 por presión
de los nobles, el rey se ve obligado a expulsar a los caballeros teutónicos del
reino.
En el año 1301, muere el último rey de la casa de Arpad, y asciende al
trono Carlos Roberto I, nieto del rey Carlos II de Nápoles, estableciéndose
una nueva dinastía en el trono húngaro, la casa de Anjou, rama colateral de la
casa Capeto. Carlos Roberto era descendiente de la casa real húngara por
parte de madre, y enseguida hubo de hacer frentes a la enemistad de las
grandes familias tradicionales de Hungría, por lo que busco el apoyo de las
familias menores, que con el triunfo del monarca de la casa de Anjou,
desbancara a la nobleza tradicional húngara. Alcanza gran poder familias