Página 60 - Historia Digital

Versión de HTML Básico

Historia Digital colabora con la
Fundación ARTHIS
Historia Digital
, XX, 35, (2020). ISSN 1695-6214 © Juan Rhalizani, 2020
P á g i n a
| 162
nacionales, patente en sus
Danzas Eslavas
(1878), y el respeto empático
hacia los nacionalismos eslovaco, moravo y ucraniano.
Dvorak encontró en esas
Danzas
muchos de sus temas e ideas
musicales por lo que a la postre creó un lenguaje ágil y fluido en el que
estaban presentes materiales procedentes de todos los países del este de
Europa. Paralelamente a este
hit,
Dvorak también se hizo muy respetado con
su trío para piano
Dumky
y la ópera
Rusalka
(1900). Ambas mezclan en sus
líneas narrativas elementos sobrenaturales, como duendes, brujas, magia,
cazadores y genios. Todos estos éxitos, estrenados más tarde o más
temprano en Praga, lo situaron junto a Smetana en la máxima representación
del nacionalismo de su país hasta la fecha.
o
Países nórdicos:
Sibelius y Grieg
95
Al finés Jean Sibelius (1865- 1957) se le achacó hasta el último año de
su vida no haber sido más que un simple títere artístico, debido al
compromiso nacionalista que sus grandes poemas sinfónicos tuvieron. El
ducado de Finlandia, fagocitado por Suecia desde hacía siglos, fue
incorporado al Imperio Ruso en 1809 como resultado de la guerra sueco-rusa.
Esta acción ayudó a que en el pueblo finés se creara uno de los mayores
sentimientos nacionalistas europeos (por desgracia poco estudiado). Este
músico fue fundamental para el desarrollo de una metodología investigadora
con el objetivo de buscar las raíces de la lengua finesa y transcribir los cantos
de tradición oral.
95
Resumen con las ideas principales de:
https://kerchak.com/la-musica-nacionalista-escuelas-
nacionales-del-siglo-xix/
(14/11/18).