Página 32 - Historia Digital

Versión de HTML Básico

Historia Digital colabora con la
Fundación ARTHIS
Historia Digital
, XIX, 33, (2019). ISSN 1695-6214 © Ángel Santos, 2019
P á g i n a
| 238
especialmente dentro del ejército– recrudecido por publicaciones amparadas
por círculos católicos contra el capitalismo judío que, según el periodista
Drumont, había sido el culpable de la quiebra de la “Sociedad del canal de
Panamá” y el estado social de descontento de la clase obrera con continuas
huelgas y atentados anarquistas, llevó al caso Dreyfus.
Alfred Dreyfus, oficial de origen alsaciano y religión judía, fue detenido
y acusado en octubre de 1894 de alta traición, de revelar al agregado militar
de la embajada alemana en París información secreta sobre la artillería
francesa. Esta acusación, sin base suficiente y difundida con la aquiescencia
del Estado Mayor del ejército francés, desencadenó una más furiosa
campaña contra el monopolio judío al que la derecha francesa acusaba de ir
contra los intereses nacionales de Francia y una condena anticipada de
Dreyfus.
A Dreyfus se le degradó, se le expulsó del ejército y se le deportó a la
Isla del Diablo, amparándose el tribunal militar en un informe secreto con
documentos que posteriormente se demostró eran falsos o no tenían nada
que ver con el detenido.
No terminó aquí el caso, pues un grupo de amigos del condenado
no dejó de creer en su inocencia y pusieron todo su esfuerzo en conseguir
una revisión del proceso. Su batalla legal se vio favorecida con la ayuda de
círculos de la “intelligentsia” de izquierdas. La trama fue perdiendo fuerza
gracias al teniente coronel Picquart, nuevo jefe del contraespionaje francés,
quien descubrió nuevos documentos dos años después que demostraban la
no culpabilidad de Dreyfus, sino del comandante Esterhazy, quien había
mantenido contactos con la embajada alemana; pero fue más fuerte
anteponer el prestigio del ejército, a quien no se quería hacer pasar por la
vergüenza y el escándalo que habría supuesto la exoneración de los cargos